Implicación del Comité de Dirección, planes de igualdad y autoconfianza: ingredientes básicos del liderazgo femenino en las empresas

El liderazgo femenino sigue siendo una de las asignaturas pendientes de nuestras empresas. A pesar de que poco a poco se va avanzando, aún queda un largo camino por recorrer, donde el papel protagonista del tejido empresarial continúa siendo determinante. Por ello, bajo el título ‘Mujeres directivas: el liderazgo femenino en las empresas’, la AED ha organizado un coloquio en Sevilla que ha reunido a destacadas personalidades como Ana Gallardo, directora de Personas, Talento y Cultura en Mutua Madrileña; Francisco Mesonero, director general de la Fundación Adecco y director de Sostenibilidad del Grupo Adecco en Iberia y LATAM y Carmen Moreno, directora regional de El Corte Inglés en Andalucía Occidental y Extremadura.

Moderado por Emma Berenguer, profesora de Finanzas y coordinadora académica del Máster en Finanzas y Banca de la UPO, los ponentes han destacado los ingredientes básicos para alcanzar un mayor liderazgo femenino en las empresas, más allá de las medidas implementadas por las organizaciones en los últimos años, muchas de ellas relacionadas con la conciliación de la vida profesional y personal:

 

  • Implicación del Comité de Dirección. Para conseguir un equilibrio de género, es esencial la implicación de todo el Comité de Dirección, con el objetivo de que todos los altos puestos de mando estén totalmente alineados e involucrados en los proyectos e iniciativas dirigidos a este fin. Aunque aún queda mucho por hacer, según Mesonero, los datos son cada vez más favorables: “Si miramos cuántas mujeres había en las empresas y las universidades y cuántas hay hoy sabemos que es cuestión de tiempo que los datos vayan mejorando”.

 

  • Planes de igualdad y políticas de género para seguir avanzando. La actualización recurrente de los planes de igualdad para ajustarlos a las necesidades del momento y la implantación de políticas de género, tanto en el funcionamiento interno como durante el proceso de selección, son dos premisas clave para avanzar.

 

  • Necesidad de reforzar la autoconfianza. La autoconfianza de las propias mujeres es también un factor clave para alcanzar un mayor número de directivas. “Muchas mujeres se ponen sus propios obstáculos y, a veces, las principales limitaciones vienen de nosotras mismas”, afirma Gallardo. Por su parte, Moreno pone de relieve la importancia de tener una familia que apoye a las mujeres en el momento de la promoción.

ASÓCIATE

Encuentra el entorno, los profesionales, los conocimientos, las experiencias, servicios, proyectos e iniciativas más apropiados para afrontar con éxito tu carrera y favorecer el desarrollo y el crecimiento de tu negocio.

Corporate Member

Contacta con nosotros:

 

900 67 00 97

aed@asociaciondedirectivos.org

Cataluña  |  Madrid  |  Comunidad Valenciana

Andalucía  |  Galicia  |  Canarias

Share This